El protocolo establece que los hinchas no pueden asistir ni a entrenamientos ni a partidos hasta que las autoridades sanitarias lo permitan.

Compartí con nosotros tus comentarios